Diferencia entre factura y recibo

La diferencia entre recibo y factura se encuentra en que el primero acredita el registro de un pago, mientras que la factura certifica la existencia de una solicitud de pago.

Diferencia entre recibo y factura

  • Un recibo se emite como un comprobante que acredita un pago tras una transacción, mientras que la factura acredito que se ha realizado una operación comercial.
  • A diferencia del recibo, una factura también se elabora con fines tributarios.
  • El recibo se emite por parte del proveedor sólo después de recibir el pago por una transacción. Por su parte la factura se emite en cuanto la transacción se realiza, pero antes del pago.
  • El recibo es entonces un registro de un pago, mientras que la factura es un registro de una solicitud de pago.

Tanto el recibo como la factura son documentos emitidos por el proveedor de un producto o un servicio, aunque cada uno está destinado a un propósito diferente.

Es fundamental entender la diferencia entre la factura y el recibo y saber que corresponde en cada caso. A la hora de realizar el pago por unos servicios o por la compra de un producto siempre se debe exigir la factura correspondiente puesto que eso sirve para liquidar los impuestos que apliquen a la hora de hacer la liquidación de los mismos (ejemplo: el IVA).

Ejemplo para diferenciar una factura de un recibo

Si vamos a comprar al supermercado, al pagar nuestros productos, el cajero nos dará un comprobante de compra, lo que hemos llamado recibo. Sin embargo, si realizamos una reforma en casa, antes de pagar, los albañiles nos facilitarán una factura para informarnos del precio del servicio. Después de esas transacciones, los albañiles, al haber emitido una factura podrán justificar que han cobrado esos impuestos; el recibo, en cambio es más bien informativo, que podría servir para devolver en producto.

¿Qué es un recibo?

El recibo es un comprobante de compra de un producto o servicio, mediante el cual se acredita su pago. El recibo es emitido por el proveedor siempre tras el pago que recibe en la transacción, pues es justificante de éste.

Partes de un recibo y para qué sirven

  • Datos de la parte – Nombre de la persona que entrega el dinero.
  • Identificación del recibo – Es un número de identificación del recibo, el número de la factura y la cantidad a pagar.
  • Datos del recibo – Es una zona en donde se incluyen las facturas por pagar, último pago, tasa de mora, fecha del último pago, financiaciones pendientes y fecha de emisión.
  • Cantidad del dinero que se entrega – Cantidad que se entrega, escrita tanto en números como en letras.
  • Datos del consumo – Se usa para los recibos de agua y luz en donde se especifica la fecha de la lectura anterior, al igual que el medidor, los días que se facturan, el tipo y el factor múltiplo.
  • Firma y nombre de la persona que recibe – Debe ser legible para identificar a la persona que recibe el dinero.

Tipos de recibo

  • Recibos de alquiler – De locales, casas, apartamentos y viviendas en general.
  • Recibos de caja de ingreso – Si ingresa dinero en la casa de un negocio por una venta, por ejemplo.
  • Recibo de la caja de egreso – Registra la salida de dinero de la caja de un negocio.
  • Recibo de depósito judicial – Documento con el que se acredita que una persona sí realizó un depósito ante una entidad financiera al cumplir con la orden dictaminada por un juez.

¿Quién se queda con el original y duplicado de un recibo?

El recibo original debe ser entregado a la persona que realice el pago del servicio o del producto, pues este es el comprobante de la transacción. Respecto al duplicado del recibo, va a quedar en poder de quien está recibiendo el pago.

¿Qué es una factura?

Por su parte, la factura es un documento más completo que acredita que se ha realizado una operación comercial y que tiene fines tributarios. La factura, por lo general, es emitida por el proveedor de un producto o servicio una vez que la transacción se realiza pero antes de que se efectúe el pago. Por tanto, la factura es una solicitud de pago mientras que el recibo es un registro de que dicho pago se ha realizado.

Partes de una factura y para qué sirven

  • Datos de identificación – Información que se refiere al nombre, apellido, domicilio y número de identificación fiscal.
  • Número de factura – Una factura sigue una numeración de modo correlativo, así que no hay saltos entre las mismas.
  • Fecha – Fecha de emisión.
  • Información de la persona o empresa a la que se dirige – Los datos de esa parte en la transacción.
  • Concepto de la factura – Es una descripción breve del servicio o producto que hace parte de la transacción.
  • Importe de la operación – Se clarifica cuál es la base imponible, es decir, la remuneración que se obtiene sin incluir las clases de impuestos.
  • Retención – Según sea el país se aplicarán determinados impuestos, esto hay que considerarlo como corresponda.
  • Importe del IVA – Es el impuesto sobre el Valor Añadido, el cual se recauda sin ser propio para entregarlo posteriormente a Hacienda.
  • Cantidad total a recibir – Es la suma del importe principal, retirando la retención y sumando el IVA.
  • Formato de pago – Es necesario incluir un número de cuenta para depositar allí el dinero en caso que sea una transacción bancaria.

Tipos de factura

  • Factura ordinaria – La de uso más frecuente y se usa para agilizar el procedimiento. Con ella se deja constancia de una operación económica.
  • Factura rectificativa – Es utilizada para corregir una factura ordinaria o en aquellos casos que se devuelve una mercancía.
  • Factura recapitulativa – Permite que se agrupen varias facturas que se han elaborado para un mismo destinatario, siempre y cuando sean elaboradas en un mismo mes.
  • Factura electrónica – Es la evolución de las facturas y en resumen es un documento que trasciende al soporte de papel para pasar a ser electrónico.
  • Factura proforma – Aunque no es una factura real, se la usa en el comercio internacional para detallar transacciones de esta clase.

¿Quién se queda con el original y duplicado de una factura?

La factura original se entrega al cliente como soporte de la transacción comercial y además se elaboran dos duplicados de la factura, uno para el comercio de turno y otro más para efectos legales, particularmente para cumplir con las solicitudes de recaudación de impuestos de Hacienda.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *